Maneja un berrinche

controlarlo

Vas a un centro comercial para pasar tiempo de calidad con tu pequeño niño. Van caminando y entran a la tienda de juguetes para entretenerse, pero tu bebé querrá un juguete que no le comprarás, así que comienza a hacer un berrinche en público, situación que te hará sentir decenas de sentimientos extraños, liderados por la pena. ¿Quieres saber cómo manejar estas situaciones?

Berrinche y situación embarazosa

La historia que te mostramos en el párrafo anterior es una situación que toda mamá tiene que pasar en la etapa de los 2 a 3 años (los berrinches en esa edad son más difíciles de manejar). Un berrinche te desgastará emocionalmente, más si no sabes cómo manejarlo adecuadamente. Aquí te mostramos una pequeña ayuda.

Primeramente, te debo mencionar que un berrinche es una situación que jamás vas a evitar, así que te debes mentalizar para siempre estar tranquila y ser paciente. Si tú pierdes la calma, no llegarás a ningún lado, y menos con tu hijo.

Un bebé es más propenso a hacer un berrinche cuando tiene sueño o está hambriento (no hay que engañarnos, los adultos también hacemos berrinche en estas situaciones), por esa razón te queremos recomendar que salgas de paseo después de comer y dormir, así tu hijo estará muy tranquilo y sin estrés alguno.

Si vas a salir, debes de planearlo, es decir, tú conoces mejor que nadie a tu hijo, por lo que sabes en qué situaciones hace un berrinche. Ojo, no estamos diciendo que te sometas  la voluntad de tu hijo, simplemente evitas un berrinche.

Es importante lo siguiente: Mantén la calma, ya que si tú te exaltas, tu hijo se asustará y el problema crecerá aún más.

 
 
 
 
 

Debatir esta entrada